La Justicia racionalizará las plazas en centros de internamiento para que los menores infractores cumplan en sus provincias