Inicio sesión | Registrar

Linkedin
Youtube
Sábado, 18 de Agosto de 2018

Qué Hacemos

2010 improving social inclusion for young people at risk - EY2010

2010: Año Europeo de Lucha contra la Pobreza y la Exclusión Social

¿Por qué un Año Europeo de Lucha contra la Pobreza y la Exclusión Social?

Porque la pobreza y la exclusión afecta no solo al bienestar de los individuos y a sus facultades para participar en la vida de la sociedad, sino también al desarrollo económico. Los Estados miembros de la Unión Europea declararon 2010 "Año Europeo de Lucha contra la Pobreza y la Exclusión social", cuyo objetivo es favorecer la concienciación del problema fundamental de la pobreza y de la exclusión social en Europa.

17 millones de euros han sido atribuidos para este año, es decir el mayor presupuesto jamás asignado a un Año Europeo. Financian actividades en todos los Estados miembros: campañas de comunicación, lucha contra los prejuicios y discriminaciones, conferencias, acción de las autoridades públicas, iniciativas privadas...

Debido a que la crisis económica y financiera internacional puede tener consecuencias en el futuro crecimiento y empleo de la Unión Europea y a que las personas vulnerables de nuestra sociedad podrían ser las que sufrirían en mayor medida, el Año Europeo de Lucha contra la Pobreza y la Exclusión Social se centra en la exclusión social e incita a la inclusión activa de los grupos vulnerables, tales como los discapacitados, los inmigrantes, las minorías étnicas, las personas sin hogar, ex reclusos, toxicómanos, alcohólicos, personas que viven solas y los niños.

¿Cuáles son los objetivos?

Cuatro objetivos transversales se encuentran en el centro de este Año Europeo:

  • Reconocimiento: reconocer el derecho de las personas en situación de pobreza y exclusión social a vivir con dignidad y a desempeñar un papel activo en la sociedad, así como a participar en las políticas que se emprendan.
  • Compartir la responsabilidad: promover el apoyo social a las políticas de inclusión social, enfatizando la responsabilidad colectiva e individual y fomentando el compromiso de todos los actores en la lucha contra la exclusión social.
  • Cohesión: trabajar para conseguir una sociedad más cohesiva y solidaria en la que nadie dude de los beneficios que tiene, para todos, la erradicación de la pobreza en el marco de un desarrollo sostenible.
  • Compromiso y acción: renovar el compromiso de la Unión Europea y sus Estados miembros respecto a la lucha contra la pobreza y la exclusión social e involucrar a todos los niveles políticos para conseguir la erradicación de la pobreza, impulsando con más fuerza la acción de los Estados miembros y de la UE en este ámbito.

¿Y después?

En este contexto, recientemente la Comisión europea puso en marcha la "Estrategia 2020" cuyo objetivo es "hacer de Europa un espacio próspero que asegure una mejor inclusión social de sus ciudadanos en un contexto de crisis económica y de grandes presiones presupuestarias".

Durante la última conferencia bienal del Comité Económico y Social Europeo (CESE), los pasados días 20, 21 y 22 de Mayo en Florencia en Italia, el CESE exigió un plan de inversión en el sector de la educación para poner en marcha una auténtica política común europea de lucha contra la exclusión social.

Durante estos tres días de debate, el Sr. Barroso, Presidente de la Comisión Europea, presentó en su discurso del 22 de Mayo 2010 los objetivos de la "Estrategia 2020", insistiendo principalmente sobre la educación en el sentido de la inserción social.

"Uno de los motores de la dinámica de competitividad y de equidad que deseamos poner en marcha, es la educación. [...]

La educación, por fin, es un compromiso social muy eficaz. Todos los estudios lo demuestran: una buena educación es el mejor de los puntos de partida en la vida y el mejor pasaporte para una buena inclusión social. Cuanto más alto es el nivel de formación de una persona, más elevado será su sueldo y más acceso tendrá a una buena vivienda, a un sistema de sanidad y a la información, y más tiempo vivirá con buena salud. Por el contrario, cuanto más bajo es el nivel de formación de una persona, más probabilidades tendrá de vivir en la pobreza, y es la razón por la cual una persona sin carrera es tres veces más probable que esté en paro que una persona con carrera.

El fracaso, en algunos casos, de nuestros sistemas de enseñanza tiene una traducción directa sobre las desigualdades sociales, en la pobreza y la exclusión social. Se mide con un sentimiento de injusticia, de incivilidad y también de violencia. El coste social y financiero del fracaso escolar es muy importante en lo que concierne la salud, ayudas sociales, de seguridad o también de justicia.

Así tenemos que hacer lo más posible para que la educación juegue en totalidad su papel de factor de equidad, de seguridad contra la exclusión y de elevador social.

Invirtiendo en la enseñanza y haciéndose cargo de los niños desde que son pequeños, es así como se obtienen los mejores resultados, especialmente en los grupos desfavorecidos. Al igual que ofreciendo una educación para todos. Sea cual sea su situación, en Europa, cada uno debe poder adquirir y desarrollar durante toda su vida los conocimientos y las competencias claves necesarias para su posibilidad de ser empleado, de ser un ciudadano activo y para el diálogo intercultural."

Council conclusions on the European Platform against Poverty and Social Exclusion: A European framework for social and territorial cohesion

Bookmark and Share
Logo OIJJ
  • Observatorio Internacional de Justicia Juvenil (OIJJ). Fundación Belga de Utilidad Pública

    Todos los derechos reservados

  • Sede Social: Rue Mercelis, nº 50. 1050. Bruselas. Bélgica

    Tlf: 00 32 262 988 90. Fax: 00 32 262 988 99. oijj@oijj.org